Los arbolarios

Este es un relato extraordinario que se encuentra plasmado en el libro Mitología de Cuzcatlán, el cual es una recopilación de leyendas pipiles que hiciera Miguel Ángel Espino y que fuera publicado en 1919.

En esta leyenda se habla de seres sobrenaturales que estaban relacionados con la naturaleza específicamente y que tenían la capacidad de interferir con los lagos y lagunas, así como también con fenómenos naturales como la lluvia y las tormentas.

Los arbolarios leyenda

Los arbolarios eran los genios de las tempestades. Ladrones de los lagos, hace poco tiempo que aún cometían sus fechorías. Una vez traían robada una laguna en un cascarón de huevo, de quién sabe dónde, y al pasar por el volcán de Tecapa se les cayó, de lado, motivo por el cual esa laguna está inclinada. Otra vez intentaron, con mal éxito, robarse el lago de Guija.

Era de verlos, cuando la tormenta venía bramando, despedir chispas con sus ojos barcinos. Eran mujeres malas y dejaban la destrucción por donde pasaban.

Si en las tardes borrascosas se oía un ruido sordo, era que venían montados sobre palos secos, chiquitos y terribles. Caían sobre las milpas y las tronchaban. Se hacían lagartijas o culebras y mordían a los curiosos que los veían.


Lee también:  El Cipitío

También podrías leer...

Deja un comentario

contadores web